Metano

Desde el punto de vista químico el metano es un compuesto orgánico, cuya molécula, saturada, está compuesta por un átomo de carbono y cuatro de hidrógeno (fórmula CH4).

Pertenece a los hidrocarburos alifáticos con enlaces simples de carbono, conocidos como alcanos. Es el hidrocarburo más sencillo.

El metano proporciona un poder calorífico de 8700 Kcal/m³

Desde el punto de vista energético el metano es un gas, incoloro, inodoro, cuya combustión produce una llama azul y productos no contaminantes.

El metano fundamentalmente se extrae de yacimientos o es  producido por la descomposición anaerobia (sin oxígeno) de residuos en vertederos, digestión animal, descomposición de residuos animales, producción y distribución de gas natural y petróleo, producción de carbón, y combustión incompleta de combustibles fósiles. Se utiliza como combustible y con fines industriales.

El metano constituye hasta un 97% del gas natural. Si se quiere obtener metano muy puro, puede separarse por destilación fraccionada de los otros constituyentes del gas natural (también alcanos en su mayoría), de todas formas, la mayor parte se consume como combustible sin purificar.
El metano es el principal componente del biogás, es el gas que le confiere las características combustibles al mismo. El valor energético del biogás, por lo tanto, estará determinado por la concentración de metano (alrededor de 20-25 MJ/m3).

 

 

Located in: Glosario Técnico

Búsquedas de Interés

Síguenos en Redes