Guía para el buen uso del aire acondicionado

Guía buen uso del aire acondicionadoUn estudio sobre los usos del aire acondicionado realizado entre la población española permite a la Asociación Española de Patologías Emergentes realizar una útil guía con consejos para usar correctamente nuestras instalaciones de aire acondicionado.Conviene que los profesionales instaladores comuniquen esta serie de recomendaciones a sus clientes con el fin de promover la buena imagen de los sistemas de aire acondicionado y para que los usuarios hagan un buen uso de los equipos, ya que usándolo de forma adecuada, el aire acondicionado favorece el bienestar y la salud de las personas.

En los últimos veinte años se ha multiplicado por 10 el número de hogares equipados con instalaciones de aire acondicionado. Además, el aumento de las temperaturas medias en nuestro país ha provocado que dichos equipos se utilicen durante más meses a lo largo del año. A la vista de este panorama la AEepe decidió llevar a cabo un estudio sobre el comportamiento y uso del aire acondicionado por parte de la población española. Tras el análisis de los resultados, un grupo interdisciplinar de expertos ha elaborado una Guía para el Buen Uso del Aire Acondicionado.

Resultados del estudio

A la hora de analizar los resultados del estudio, uno de los puntos que más llama la atención es que el 63% de los encuestados considera que los equipos de aire acondicionado no sirven para purificar el aire. En general, son vistos sólo como dispositivos para enfriar el aire, pero mucha gente no es consciente de su capacidad para limpiar el aire de bacterias, pólenes, ácaros, virus y otras partículas microscópicas.

Una vez revisados y analizados todos los datos recogidos, la AEepe ha elaborado un Decálogo o Guía para el Buen Uso del Aire Acondicionado. Esta guía ofrece unas pautas para que los ciudadanos sepan cómo utilizar el aire acondicionado de forma correcta para evitar molestias derivadas del uso inadecuado de estos equipos y asegurar el confort deseado.

Consejos para el buen uso del aire acondicionado

Así, podríamos resumir el estudio en los siguientes diez puntos:

  • El aire acondicionado se debe utilizar de forma adecuada para conseguir una atmósfera idónea en cuanto a las condiciones de temperatura, humedad, limpieza y distribución del aire en un lugar o espacio cerrado.
  • La temperatura de la zona climatizada debe ser regulada en función de la temperatura exterior y según la capacidad de adaptación del cuerpo a los cambios climáticos. Diferencias bruscas de temperatura (mayores de 10-12ºC) pueden ocasionar problemas de salud.
  • La temperatura ideal para el cuerpo humano oscila entre los 20ºCy los 25ºC, siendo recomendable que el equipo garantice la estabilidad de la temperatura aconsejada (tecnología Inverter).
  • La humedad relativa del aire debe situarse entre el 40% y el 60%. Con porcentajes más elevados, existe un mayor riesgo de desarrollo de microorganismos patógenos.
  • Se recomienda utilizar equipos de aire acondicionado que permitan regenerar el aire del ambiente y purificarlo a través de su sistema de filtros, impidiendo la circulación departículas microscópicas contaminantes y evitando la presencia de pólenes y ácaros. Un aire limpio evita inconvenientes tales como la irritación de ojos, nariz y garganta, dolores de cabeza, malestar general y procesos alérgicos.
  • Es aconsejable que los equipos de aire acondicionado dispongan de filtros que esterilicen el aire (tipo neoplasma o similares), así como sistemas de auto-limpieza y secado de la unidad interior para prevenir o controlar el desarrollo y proliferación de bacterias y hongos y, por consiguiente, la posibilidad de sufrir alguna enfermedad infecciosa.
  • Los equipos de aire acondicionado deben reducir al máximo posible el nivel de ruido, para evitar el estrés y facilitar el descanso.
  • Entre los sistemas de aire acondicionado son preferibles los equipos que posibilitan la distribución del aire de manera uniforme, controlando el caudal y la velocidad del mismo, y que evitan que la corriente de aire se dirija directamente a las personas.
  • Si el equipo de aire acondicionado ha estado sin funcionar durante un largo período de tiempo, se recomienda que, antes de su empleo, se compruebe la situación de los sistemas de filtrado, con objeto de asegurarse un aire sano y saludable.
 
Modificado por última vez enMartes, 24 Mayo 2016 13:42
volver arriba

Búsquedas de Interés

Síguenos en Redes