Legionella y altas temperaturas: las torres de refrigeración son seguras con un correcto mantenimiento

AEFYT_Open-cooling-towersAnte la llegada del verano, la Comisión Técnica de AEFYT (Asociación de Empresas del Frío y sus Tecnologías) recuerda la importancia de realizar un correcto mantenimiento de los equipos de refrigeración evaporativa. Con un mantenimiento adecuado, conforme exige la Ley, estos equipos resultan totalmente seguros y sus ventajas energéticas, medioambientales y económicas son indudables.

Con la llegada del verano y las altas temperaturas se puede producir una mayor proliferación de la bacteria de la legionela. Colonias virulentas de dicha bacteria pueden acceder siempre, a través de la red de agua, a cualquier lugar donde exista un reservorio de agua y allí desarrollarse y alcanzar una concentración infectiva, por lo que el control de su origen es fundamental para evitar los brotes. En este sentido, AEFYT recomienda un exhaustivo control del agua de red que llega a lugares tan cercanos a los ciudadanos como nebulizadores situados en terrazas y parques, aspersores, piscinas o fuentes públicas. De hecho, cabe recordar que los últimos casos registrados en España han tenido lugar en lugares donde no había torres de refrigeración.

En lo que se refiere a los equipos de enfriamiento evaporativo, AEFYT recuerda que son seguros con el mantenimiento que exige el Real Decreto 865/2003, de 4 de julio, que establece unos sencillos protocolos especificados por todos los fabricantes. Además, desde la Asociación no se comparte la idea de que las condiciones ambientales pueden provocar la proliferación de la bacteria aún con un correcto mantenimiento. Este último es la clave para evitar problemas biosanitarios en cualquier época del año.

Los equipos de refrigeración son seguros con un correcto mantenimiento. Esto es así porque para que se produzca un brote de legionela en un equipo de refrigeración por agua y éste llegue al ambiente se tiene que producir una cadena de sucesos altamente improbable. Estos son:

  • La llegada de una colonia virulenta de Legionella Pneumophila a través de la red de suministro de agua.
  • El funcionamiento del equipo en condiciones incontroladas
  • La descarga de una corriente de aire con microgotas contaminadas en suspensión, que puedan llegar hasta donde se encuentran personas.
  • Un número suficiente de estas microgotas sean inhaladas por personas susceptibles de contraer la enfermedad.

Si cualquiera de estos eslabones se rompe, la posibilidad de la aparición de un brote es nula. Para prevenir el riesgo de Legionelosis, es suficiente romper esta cadena de sucesos en cualquiera de los eslabones, existiendo tres de ellos que es posible quebrar con un buen diseño y un funcionamiento correcto de la instalación: evitar las condiciones que favorecen la multiplicación de bacterias, minimizar el arrastre de aerosoles de agua en la descarga del aire de los equipos y reducir las posibilidades de inhalación por las personas mediante el adecuado emplazamiento del equipo.

Las torres de refrigeración de agua y condensadores evaporativos, que utilizan el agua como refrigerante, constituyen una tecnología económica, que requiere inversiones inferiores a las demandadas por soluciones similares, y favorece el ahorro energético. En la actualidad, las torres de refrigeración de agua y condensadores evaporativos se utilizan en casi todas las aplicaciones industriales que requieren refrigeración y se calcula que en Europa más de 500.000 instalaciones industriales utilizan estos equipos.

 

Modificado por última vez enLunes, 19 Mayo 2014 12:00
volver arriba

Búsquedas de Interés

Síguenos en Redes