Bronpi incorpora la tecnología SIC a sus nuevos modelos de estufas de pellets

Bronpi incorpora la tecnología SIC a sus nuevos modelos de e…

Bronpi presenta un nuevo sistema de c...

Nueva caldera biomasa BioClass NG OD de Domusa

Nueva caldera biomasa BioClass NG OD de Domusa

Domusa presentó su nueva ...

Cocina de pellets por agua Bella de Palazzetti: calefacción para el hogar y cocción con leña

Cocina de pellets por agua Bella de Palazzetti: calefacción …

Calefacción y cocina tradicional junt...

Estufa de leña con horno y barbacoa Hebar de Rocal

Estufa de leña con horno y barbacoa Hebar de Rocal

La estufa de leña Hebar de Rocal comb...

Prev Next

Cavas Gramona apuesta por el autoconsumo eléctrico

Energia-solar-fotovoltaica-cavas-gramona

Cavas Gramona, un referente en la producción de vinos y cavas de calidad, acaba de implementar en sus instalaciones un sistema solar fotovoltaico destinado al autoconsumo eléctrico para lograr ahorros de hasta un 15% y continúa, de esta forma, con una tendencia en favor de las tecnologías limpias que le ha permitido obtener beneficios en diversos aspectos: una mayor capacidad de frío y un mejor funcionamiento de sus procesos productivos; una reducción del consumo eléctrico y de las emisiones de CO2; un incremento del confort en sus oficinas; un menor coste en el mantenimiento de los equipos, y una más óptima percepción de la marca por parte de los clientes que visitan la bodega. 
 
Ya en el año 2001, esta firma familiar - que se remonta a 1850 y que tiene su sede en Sant Sadurní d’Anoia (Barcelona) – optó por trazar su particular apuesta en materia de sostenibilidad. Coincidiendo con la construcción de una nueva bodega se propuso explorar diferentes técnicas en materia de desarrollo ecosostenible. Una primera etapa consistió en edificar siguiendo los criterios de la arquitectura bioclimática y la integración paisajística de modo que, entre otros aspectos, se promovió el aprovechamiento del agua de lluvia. La mayor parte de la construcción se ubicó a ocho metros de profundidad – abarcando aproximadamente un 70% del edificio -, con lo cual se alcanzó un excelente aislamiento térmico del recinto, con el consecuente ahorro en el consumo de energía. Desde entonces, este proyecto ha continuado con la incorporación de una depuradora para el tratamiento de las aguas residuales y su reutilización, así como con la integración de energías renovables: en primera instancia fue el turno de la geotérmica, con el apoyo de la Universidad Rovira i Virgili (Tarragona), y ahora el de la solar fotovoltaica. Como resultado de todo ello, como indican desde Cavas Gramona, “en el año 2011 obtuvimos la certificación ISO 14000 de respeto al medio ambiente y la hemos renovado con éxito cada año”.
 

Aprovechar el calor residual

En el año 2011 esta firma decidió implementar una instalación de climatización mediante geotermia con el fin de aprovechar el calor residual. A través de este sistema se cubrió la calefacción de las oficinas – a través de suelo radiante – y de la sala de expedición, “obteniendo un rendimiento muy superior”. Asimismo, el frío que generaba pasó a consumirse durante los procesos de elaboración, en concreto, en el apartado de refrigeración de tinajas. Las bombas de calor seleccionadas presentaban, asimismo, una elevada eficiencia: con un COP de 5. La instalación constó de 21 pozos que alcanzaron los 150 metros de profundidad y permitieron refrigerar dos grupos de frío de la marca Rhoss, dotados de dos compresores cada uno. Estos grupos fueron conectados a dos circuitos: uno frío y otro caliente. Desde entonces, el primero permite refrigerar las tinajas de la bodega y cubrir su climatización durante los meses de verano, mientras que el segundo climatiza las diferentes estancias a lo largo de la temporada de invierno. 
 

Un ahorro del 15% en el consumo

En 2015 se ha optado por invertir en una instalación de energía solar fotovoltaica para autoconsumo. Ésta, como señalan desde las cavas, “prueba del compromiso que tiene Gramona con la sostenibilidad, el medio ambiente y el progreso” Esta apuesta tecnológica, que ha entrado en funcionamiento este pasado mes de julio, se prevé que permita ahorrar 69.000 kWh de consumo de red eléctrica, ya que los autoproducirá directamente la energía solar. Esta cifra, que equivale al consumo energético de veinte hogares, evitará también emitir a la atmósfera del orden de 21 Tm anuales de CO2. Asimismo, se trata de una instalación fotovoltaica dotada de una potencia de 49 kW que consta de 196 paneles REC de 250 Wp y de 2 equipos inversores de la marca Fronius. Los paneles se han colocado coplanares en la cubierta principal mediante un sistema de sujeción de aluminio de la empresa CSolar.
 
Tal y como explica Manel Romero, de SUD Renovables – la ingeniería que ha realizado el proyecto -, la potencia fotovoltaica instalada “se ha dimensionado a partir de la curva horaria de consumos de la bodega, con el objetivo de optimizar la producción fotovoltaica y evitar excedentes. Los paneles se han situado en una cubierta que ya se diseñó con la idea de albergar una instalación fotovoltaica, por lo que tiene la orientación e inclinación óptimas. Los paneles se han instalado siguiendo la misma inclinación de la cubierta, con lo que se minimiza el impacto visual de la instalación”. 
 
El sistema instalado supone un ahorro del 15% en el consumo de electricidad de la red y, por tanto, esta firma consigue ser autosuficiente en una parte significativa de su consumo eléctrico y, además, lo logra gracias a una energía limpia, gratuita y sostenible. Asimismo, como destaca el representante de SUD Renovables, “la perfecta integración de sus paneles en la cubierta principal permite además mostrar a sus visitantes su clara apuesta por el medioambiente y la sostenibilidad”. 
 

Objetivos a medio plazo

A medio plazo, los objetivos de Cavas Gramona en relación a la sostenibilidad pasan por integrar “una flota de vehículos eléctricos; la instalación de otra cubierta fotovoltaica en otro de sus centros de trabajo, concretamente en las cavas ubicadas en el centro de la población de Sant Sadurní d’Anoia; cambiar la actual maquinaria de proceso por otra que consuma menos energía y/o agua, y la sustitución de la iluminación tradicional por tecnología LED”.
 
 
Modificado por última vez enMartes, 05 Abril 2016 09:30
volver arriba

Búsquedas de Interés

Síguenos en Redes