Miguel Arias Cañete nombrado Comisario de Energía y Acción por el Clima en la Unión Europea; una oportunidad para integrar a España en una política energética común

Union-EuropeaEl pasado miércoles, el Ejecutivo comunitario anunció el nombramiento de Miguel Arias Cañete, exministro español de Agricultura, como nuevo representante de la cartera de Energía y Acción por el Clima en la Comisión Europea para el periodo 2014-2019.
Esta cartera, considerada por muchos de segunda fila y que hasta el momento estaba repartida entre el alemán Gunther Oettinger y la danesa Connie Hedegaard, quedará a partir de ahora fusionada con Miguel Arias Cañete como único responsable, aunque el exministro español deberá rendir cuentas ante la ex primera ministra eslovena Alenka Bratusek, que ha sido designada como vicepresidenta Unión Energética y que se perfila como una de las personas más poderosas de la nueva Comisión.
 
Aunque la cartera de Energía no era a priori una de las más “deseadas”, es un hecho que el nuevo panorama geopolítico protagonizado por la situación en Ucrania, ha dado un vuelco a la situación y el sector energético se ha convertido en una de las áreas  estratégicas, especialmente en lo que se refiere a nuestro país.
 
La Unión Europea está barajando una posible variación de las interconexiones energéticas europeas, y el nombramiento de Arias Cañete como responsable de Energía y Cambio Climático, puede convertirse en una oportunidad para que de una vez por todas Europa unifique sus políticas en materia energética y de paso, busque una solución ante las continuas amenazadas de Rusia como uno de los principales suministradores de gas a Europa. 
 
Desde hace ya tiempo se requiere un empeño político a nivel europeo para lograr por fin la consecución de un Mercado Interior de la Energía en el que la península ibérica esté integrado, y para ello será necesario avanzar en el proyecto de las interconexiones con Europa a través de Francia como alternativa a Moscú.
 
Este no será el único reto para Miguel Arias Cañete en esta nueva etapa europea. El Presidente de la Unión Europea, Jean-Claude Juncker espera alcanzar objetivos ambiciosos en el ámbito energético y es por ello que el nuevo comisario español, deberá gestionar el mercado de emisiones de carbono que funciona en Europa desde 2005 y ayudar a lidiar con la dependencia energética de muchos países de la Unión entre ellos, España.
 
Además, en su rol como Comisario de Acción por el Clima, Cañete será responsable de buscar consensos entre los Estados miembros sobre reducción de emisiones y negociar en nombre de la UE el próximo tratado internacional para combatir el cambio climático.
 
En los últimos años, España ha ocupado carteras muy importantes en la Comisión Europea, como la de Competencia, representada por Joaquín Almunia quien a su vez ostentó el cargo de Comisario de Economía hasta noviembre de 2009 hasta que el expresidente de la Unión Europea, Durao Barroso, le encomendó una vicepresidencia y la cartera de Competencia que aún ocupa.
 

Siete Vicepresidentes, y ninguno español

 
No obstante, Cañete no formará parte del núcleo duro de la Comisión, ya que Juncker se ha rodeado de siete vicepresidentes, entre los que no se encuentra el político español.
 
Se trata del primer vicepresidente, Frans Timmermans, que se encargará de las Relaciones Inter-Institucionales, Kristalina Georgieva, vicepresidenta de Presupuesto y Recursos Humanos, Alenka Bratusek, vicepresidenta de Unión Energética, Jyrki Katainen, vicepresidente de Empleo, Crecimiento e Inversiones, Valdis Dombrovskis, vicepresidente de Diálogo Social, Andrus Ansip, vicepresidente de Mercado Único Digital, y de Federica Mogherini, que ocupará el cargo de Alta Representante en Política Exterior.
 

Estrategia del Gobierno Español

 
El hecho es que España esperaba una cartera de peso. Y aunque Energía y Cambio Climático es una cartera con más peso que Innovación, la cartera que varios borradores atribuían a Cañete y que finalmente ejercerá el portugués Carlos Moedas, quienes conocen la Unión Europea subrayan que el nuevo cargo del ex ministro español no es una de las responsabilidades más importantes de la nueva Comisión. 
 
Por su parte,  el presidente del ejecutivo español no pierde la esperanza de ver a Luis de Guindos como Presidente del Eurogrupo una vez finalice el mandato del holandés el holandés Jeroen Dijsselbloem.
 
Hasta el momento, el nombramiento de Miguel Arias Cañete como Comisario de Energía y Acción por el Clima ha desatado múltiples reacciones entre los partidos políticos españoles, destacando las declaraciones de la Secretaria de Cambio Climático y Sostenibilidad del PSOE, Pilar Lucio quien ha calificado el nombramiento de Cañete como “un despropósito”.
 
Según declaraciones de Lucio "Es incomprensible que Europa acepte como comisario del Clima y Energía a Arias Cañete, cuyo partido ha sido en el mundo uno de los principales negacionistas del cambio climático, que defiende las prospecciones petrolíferas y el fracking como solución por encima de las energías renovables para disminuir nuestra dependencia energética y que frente a la defensa que cualquier Estado debe hacer de nuestros recursos naturales, ha cedido a intereses privados"
 
También los grupos ecologistas han reaccionado enviando una carta a los parlamentarios europeos con el objetivo de denunciar el nombramiento de Miguel Arias Cañete como nuevo comisario de Energía y Clima por sus declaraciones machistas y sus vínculos con empresas petroleras.
 
Nombramientos y políticas aparte, no debemos olvidar que España tiene una importante asignatura pendiente en cuanto al cumplimiento de los objetivos marcados por Europa en materia de eficiencia energética: objetivos que sólo se alcanzarán si conseguimos un modelo energético que sea competitivo, sostenible, seguro.
 
 
Modificado por última vez enLunes, 13 Octubre 2014 09:45
volver arriba

Búsquedas de Interés

Síguenos en Redes