Plan Renove de Calderas Domésticas en Valencia

Plan renove calderas ValenciaLa Agencia Valenciana de la Energía (AVEN) impulsa el Plan Renove para calderas domésticas en Valencia que permanecerá vigente hasta el 29 de abril de 2011 o hasta que se terminen los fondos de subvención. La cantidad máxima destinada para esta convocatoria de subvenciones es de 900.000 €, que se financiarán con cargo al capítulo de transferencias de capital del presupuesto de la Agencia Valenciana de la Energía.

El objetivo de este plan es la renovación de las calderas de calefacción y agua caliente actuales por otras de alta eficiencia energética, "lo que supondrá una reducción del consumo energético y evitar la emisión de más de 2.000 kilogramos de dióxido de carbono (CO2) por caldera al año". Desde la AVEN se estima que durante este plan se renovarán unas 2.000 calderas en toda la Comunidad, lo que evitará la emisión de 4.000 toneladas de CO2 a la atmósfera al año.

 

El plan, que se incluye en el Programa Ahorra con Energía, tendrá una duración máxima de siete meses o hasta el momento en que se agote la cuantía económica asignada. La ayuda será de 500 euros al adquirir una caldera de condensación de gas natural o GLP, de 400 euros para la sustitución de calderas de gasoil por otras de gasoil de alta eficiencia y de 250 euros para las de gas naturalde alta eficiencia energética.Se considera como actividad susceptible de ayuda:

1. Sustitución de calderas domésticas que utilicen cualquier combustible, por otras de alta eficiencia o condensación que utilicen gas natural o gases licuados del petróleo (GLP).
2. Sustitución de calderas que utilicen gasoi por calderas de condensación que funcionen también con gasoil.

Las calderas de condensación poseen un rendimiento muy elevado gracias a que recuperan parte del calor contenido en los gases de escape producto de la combustión. De esta manera, se consigue obtener una misma cantidad de calor utilizando un menor aporte de combustible. La única diferencia en cuanto a la instalación de estas calderas respecto a las convencionales radica en la necesidad de un desagüe para eliminar los condensados. Respecto a mantenimiento y reparaciones, son similares.

Estos equipos de mayor eficiencia energética tienen un precio superior al medio del mercado, que varía según el tipo de caldera. Por el contrario, el consumo energético a lo largo de su vida útil es inferior, al igual que la factura energética que tendrá que pagar el consumidor.

El ahorro que puede obtenerse por el cambio de una caldera actual por una de condensación para una vivienda de 100 metros cuadrados en un municipio del interior de la Comunitat asciende a 310 euros al año, es decir, un ahorro de hasta un 22 por ciento del consumo energético.

Más información: www.planrenoveaven.es

volver arriba

Búsquedas de Interés

Síguenos en Redes