Más bioenergía, menos incendios forestales en España

Arde Valencia. Los incendios demuestran el alto coste material que conlleva el monte mediterráneo cuando se queda sin mantenimiento. La biomasa que se acumula en los montes, las altas temperaturas y el viento son una combinación explosiva que está calcinando ya 45.000 ha en los incendios de Valencia. El uso energético de la biomasa reduciría la primera de esas variables, creando empleo y contribuyendo a reducir la dependencia energética del país.

 
La bioenergía es la energía que se genera a través de la combustión de la biomasa, y es una de las energías renovables que más van a contribuir a sustituir los combustibles fósiles (gasóleo, gas natural y carbón) según el Plan de Energías Renovables de España (PER).
 
Una de las biomasas más abundantes y valiosas para uso energético en España es la biomasa forestal procedente de las tareas de mantenimiento y de aprovechamiento de los montes. Estas tareas son imprescindibles tanto para el buen desarrollo de las masas, como para reducir el riesgo de incendios. Sin embargo, muchas masas están sin tratar, bien por falta de dinero, bien por desidia de los gestores, con lo que el volumen de biomasa forestal aumenta y el riesgo de incendio se incrementa en número de focos y en virulencia.
 
El coste que supone al contribuyente contar con los dispositivos de extinción de incendios es muy elevado. Mientras tanto, no disponemos de una industria de la bioenergía suficientemente apoyada y desarrollada por las Administraciones Públicas que nos permita aprovechar esta biomasa para generar energía en plantas de produccion eléctrica o térmica, en vez de quemarse violentamente en terribles incendios como los de Cortes de Pallás y Andilla en la Comunidad Valenciana.
 
¿Qué está pasando?
 
España continúa comprando en el extranjero el 80% de la energía que consume (más de 50.000 millones de € en 2011) y por otro lado gastando ingentes cantidades de dinero en el dispositivo contraincendios para evitar que se queme esa importante fuente de energía que es la biomasa. No parece razonable seguir permitiendo esa devastadora e inútil liberación de energía que son los incendios forestales.
 
La creación de una industria en torno a la biomasa para generar energía eléctrica, calefacción y aire acondicionado nos traerá las siguientes ventajas:
 
1.     Rebajaremos el coste de nuestra factura energética y se crearán puestos de trabajo, concretamente 135 empleos directos por cada 10.000 habitantes, frente a 9 que producen los combustibles fósiles.
 
2.     Daremos valor a los productos obtenidos de los trabajos de prevención de incendios, con lo que dejarán de ser una carga económica para el contribuyente.
 
3.     Reduciremos costes económicos en el dispositivo de extinción de incendios y en la recuperación posterior de la vegetación.
 
La valorización energética de la biomasa genera muchas sinergias con la generación de riqueza, la creación de empleo y la reducción del riesgo de incendios forestales. Seamos responsables y tratemos de desarrollar nuevas oportunidades de trabajo y negocio que, como la bioenergía, nos ayuden a vivir en un país mejor.
 
Javier Diaz Gonzalez
Presidente de AVEBIOM
Presidente de EXPOBIOENERGIA
 
SOBRE BIOENERGY & FIRE PREVENTION

 
Modificado por última vez enViernes, 13 Noviembre 2015 10:11
volver arriba

Búsquedas de Interés

Síguenos en Redes