Recomendaciones para la aplicación del nuevo RITE en la reposición de calderas

Boe-ritePara los profesionales de este sector, el RITE o Reglamento de Instalaciones Térmicas en los Edificios es un documento de referencia. Ha entrado en vigor el pasado 1 de marzo del 2008 y ya ha sido actualizado a través del BOE....
Este nuevo documento deroga todo lo anterior (BOE 1751/1998 y RD 1218/2002).

El nuevo RITE nace con el objetivo de establecer las exigencias de bienestar e higiene, eficacia, ahorro energético y seguridad; que deben cumplir las instalaciones térmicas en los edificios destinados a atender la demanda de confort de las personas durante su: diseño y dimensionado, ejecución y uso y posterior mantenimiento.

Es decir, busca el bienestar y la seguridad de quien usa las instalaciones, pero con una base principal: eficiencia y ahorro energético de las mismas.

En uno de sus apartados más importantes (sobre la evacuación de los productos de la combustión), indica lo siguiente:

IT 1.3.4.1.3 Chimeneas
IT 1.3.4.1.3 Evacuación de productos de la combustión

a) Los edificios de viviendas de nueva construcción en los que no se prevea una instalación térmica central ni individual, dispondrán de una preinstalación para la evacuación individualizada de los productos de la combustión, mediante un conducto conforme con la normativa europea, que desemboque por cubierta y que permita conectar en su caso calderas de cámara estanca tipo C, según la norma UNECEN/TR 1749 IN.

b) En los edificios de nueva construcción en los que se prevea una instalación térmica, la evacuación de los productos de la combustión del generador se realizará por un conducto por la cubierta del edificio, en el caso de instalación centralizada, o mediante un conducto igual al previsto en el apartado anterior, en el caso de instalación individualizada.

c) En las instalaciones térmicas que se reformen cambiándose sus generadores y que ya dispongan de un conducto de evacuación a cubierta, éste será el empleado para la evacuación, siempre que sea adecuado al nuevo generador objeto de la reforma y de conformidad con las condiciones establecidas en la reglamentación vigente.

d) En las instalaciones térmicas existentes que se reformen cambiándose sus generadores que no dispongan de conducto de evacuación a cubierta o éste no sea adecuado al nuevo generador objeto de la reforma, la evacuación se realizará por la cubierta del edificio mediante un nuevo conducto adecuado.

Como excepción a los anteriores casos generales se permitirá siempre que los generadores utilicen combustibles gaseosos, la salida directa de estos productos al exterior con conductos por fachada o patio de ventilación, únicamente, cuando se trate de aparatos estancos de potencia útil nominal igual o inferior a 70 kW o de aparatos de tiro natural para la producción de agua caliente sanitaria de potencia útil igual o inferior a 24,4 kW, en los siguiente casos:

1) En las instalaciones térmicas de viviendas unifamiliares.
2) En las instalaciones térmicas de edificios existentes que se reformen, con las circunstancias mencionadas en el apartado d), cuando se instalen calderas individuales con emisiones de NOx de clase 5.

Esto indica claramente que la evacuación de salida de gases de calderas a gas (dejando a un lado la vivienda unifamiliar), se debe realizar a cubierta en todos los casos, tanto en obra nueva como en REPOSICIÓN.

En REPOSICIÓN, la única posibilidad para poder sustituir una caldera atmosférica o estanca con salida de gases a fachada o patio de ventilación, por otra caldera con salida de gases que no sea a cubierta, es usando calderas estancas de menos de 70 kW y Clase 5 en bajo NOx.

Éste es un punto muy importante y especialmente complicado en los casos de REPOSICIÓN de calderas cuya instalación actual es con salida de gases a fachada o patio de ventilación. En esos casos, muy abundantes, será prácticamente imposible adaptarse a la normativa y llevar la salida de gases a cubierta, por los múltiples problemas que de ahí se derivan:

• Espacio disponible para pasar el tubo
• Coste más caro, de la propia salida de gases hasta la cubierta
• Problemática con los vecinos
• Encontrar el espacio en la propia cubierta
• Etc.

La solución está en poder disponer de una amplia gama de productos que cumpla LA CONDICIÓN DE CLASE 5 en EMISIONES de NOx, adecuada a cada caso evitando todas estas problemáticas.

Los fabricantes ponen a disposición de sus clientes una amplia gama de calderas que cumplen con el requisito necesario para calderas de gas que quieran ser usadas en REPOSICIÓN con la entrada del nuevo RITE: Clase 5 en emisiones bajo NOx.

Para ello, se puede optar por 2 tipos de tecnologías diferentes para cumplir este requisito:

• calderas de condensación según 92/42 CEE (válidas únicamente las de premezcla, no válidas las de por recuperación de humos )

• calderas stándar de Clase 5 en emisiones NOx según EN 297/A.

La elección de una u otra tecnología en la reposición dependerá de la instalación concreta, para lo cual es importante conocer bien ambas tecnologías.

Caldera Condensación

• A favor: obtener un mayor rendimiento (4 **** según 92/42 CEE). Sin olvidar la baja emisión de partículas contaminantes (Clase 5 bajo NOx).
• En contra: en la reposición, éste mayor rendimiento no se conseguirá puesto que la mayoría de instalaciones de calefacción están calculadas y ejecutadas para trabajar con temperaturas de envió altas (80ºC aprox). Pero las calderas de condensación están especialmente diseñadas para trabajar a bajas temperaturas por lo que su rendimiento no será tan elevado.
Adicionalmente, el sobreprecio necesario para adquirir una caldera de condensación no se verá correspondido con una disminución de consumo significativa, salvo que se realice una modificación de la instalación de calefacción preparándola para trabajar con bajas temperaturas de envío (aumentar superficie radiante, etc).
Además, existe el inconveniente de la recogida de condensados, imprescindible en este tipo de calderas, y que en instalaciones donde no se tuvo en cuenta (por no usar calderas de condensación), a la hora de la reposición resulta muy complicado llevar un conducto de la caldera al desagüe.

Caldera Estándar Bajo NOx

• A favor: la baja emisión de partículas contaminantes, obteniendo Clase 5 en emisiones NOx según EN 297/A. Sus ventajas son todos los inconvenientes de la condensación en reposición:
- Cumplimiento con el RITE en reposición: bajas emisiones manteniendo instalación actual (salida de gases a fachada).
- No necesita recogida de condensados.
- Dependiendo del fabricante, alta eficiencia energética en lo que se refiere a rendimiento, con un marcado 3 *** según 92/42 CEE (lo habitual hasta ahora era conseguir únicamente 2 **), sin necesidad de tener instalaciones preparadas para obtener este rendimiento.
- Coste de la reposición sin sorpresas.

• En contra: en el caso de la reposición, no hay inconvenientes. Solo en el caso de nuevas instalaciones de baja temperatura, y si se busca alta eficiencia energética, la tecnología más eficiente es la condensación.

Modificado por última vez enMiércoles, 23 Julio 2014 18:02
volver arriba

Búsquedas de Interés

Síguenos en Redes