Logotipo Caloryfrio
Menu

Bomba de calor para piscinas: funcionamiento, instalación y cálculo

Climatización de piscinas con bomba de calorDisponer de una piscina en nuestra vivienda es un plus en confort que no todos nos podemos permitir. Para aquellos afortunados que puedan tener una, resulta algo frustrante el no poder utilizarla durante gran parte del año porqué la temperatura del agua no está dentro de un rango adecuado de uso. En ciertas zonas climáticas de España, el periodo de uso puede quedar restringido a 2 o 3 meses máximo durante el año.

Una opción en la que podríamos pensar es en calefactar el agua de la piscina, para acercarla a una temperatura de confort adecuada (del orden de los 27 ⁰C). A nivel informativo, el RITE en su IT 1.1.4.3.2 nos marca un rango de temperaturas de uso para las piscinas de entre 24 y 30 ⁰C. Por otro lado en la IT 1.2.4.6.2 del mismo RITE se indica que, para el calentamiento del agua de piscinas exteriores, sólo podrán utilizarse fuentes de origen renovable. Esto ya nos prohíbe el utilizar para el calentamiento de estos volúmenes de agua calderas u otros sistemas que consuman energía fósil.

Vemos, por tanto, que si queremos calentar el agua de una piscina nos tendremos que apoyar en sistemas de origen renovable (aquellos definidos en la Directiva 2009/28/CE), siendo los más adecuados, la energía solar térmica o las bombas de calor aerotérmicas. Más allá del RITE, para la climatización de piscinas cubiertas, también habrá que cumplir la exigencia de contribución renovable mínima establecida en la sección HE4 del Código Técnico de la Edificación.

Existen en el mercado bombas de calor aerotérmicas dedicadas para el calentamiento del agua de las piscinas, que comentaremos más adelante por ser una solución muy adecuada en términos de prestaciones e inversión requerida.

Principio de funcionamiento de una bomba de calor

El principio de funcionamiento de cualquier bomba de calor por aerotermia se basa en el aprovechamiento gratuito e inagotable de la energía contenida en el aire, mediante el cambio de características de un fluido refrigerante dentro de un ciclo termodinámico. Así, una bomba de calor funciona bajo el siguiente principio de funcionamiento:

Esquema de funcionamiento de una bomba de calor para piscinas

El fluido refrigerante en fase líquido aumenta su temperatura cambiando a fase gas en el evaporador, gracias al aprovechamiento de la energía contenida en el aire. Después se hace pasar por el compresor para aumentar su presión y su temperatura, cediendo esta energía en el condensador al cambiar de nuevo el gas a fase líquida (la energía se cede de forma indirecta a un caudal de agua cuando hablamos de aerotermia aire-agua). Finalmente bajamos la presión del fluido en la válvula de expansión, para iniciar nuevamente el ciclo.

El calentamiento obtenido en el condensador hacia el lado agua, se aprovecha generalmente para cubrir las demandas de calefacción (con emisores como los radiadores o el suelo radiante) y de agua caliente sanitaria (calentando el agua de consumo mediante el serpentín de un interacumulador por ejemplo).

Esta energía obtenida en la bomba de calor también puede utilizarse para calentador el volumen del vaso de una piscina exterior, para de esta manera, poder utilizar durante un período más largo del año esta instalación. Esto puede hacerse con una bomba de calor multiservicio (para clima y ACS), añadiendo en la instalación una válvula de 3 vías y un intercambiador para el calentamiento del vaso, o bien, con bombas de calor dedicadas para este uso que exponemos a continuación. 

Características de una bomba de calor para calentamiento de piscinas

Las bombas de calor para calentamiento del agua de las piscinas básicamente funcionan según el principio antes comentado. La principal diferencia es que el calentamiento del agua de la piscina se realiza a través de un intercambiador de titanio (para soportar sin problemas las características del agua clorada o tratada con sales habitual en las piscinas), hablando siempre de unidades monoblock para instalación exterior que instalan todos los elementos en un mismo equipo. En la imagen siguiente se presenta un ejemplo del funcionamiento de estas máquinas:

Características y composición de una bomba de calor para piscinas

Instalación de una bomba de calor para piscinas

A nivel de instalación, este tipo de bombas de calor se instalarán siempre en el exterior, con espacio libre alrededor y en las proximidades de la sala técnica donde se ubican los elementos tradicionales de una piscina (sistema de filtración, tratamiento del agua, bomba de circulación, etc…). Además de estos requisitos de proximidad al resto de elementos de la instalación de la piscina, también habrá que instalar la bomba de calor a una distancia suficiente del vaso para evitar salpicaduras, así como no orientar la impulsión de aire hacia la piscina para evitar corrientes molestas hacia las personas.

Al ser bombas de tipo monoblock, las conexiones a realizar en la instalación serán solo para agua. Esto permite una fácil instalación mediante tubos y conexiones de PVC. El orden de montaje a respetar en la instalación será: bomba de circulación, filtro, bomba de calor y tratamiento de agua (según se muestra en la imagen siguiente).

Esquema de instalación de una bomba de calor para piscinas 

Ejemplo de cálculo


Para dimensionar la potencia de una bomba de calor para el calentamiento de una piscina, hay que tener en cuenta una serie de datos mínimos de partida:

  • Dimensiones de la piscina, tanto superficie de la lámina como volumen total de la misma.
  • Condiciones ambientales: Temperatura ambiental mínima considerada, exposición al aire de la piscina, etc.… En este punto hay que tener en cuenta para que meses del año queremos extender la temporada de uso de la piscina, para utilizar esas condiciones más desfavorables en el cálculo de la bomba de calor.
  • Temperaturas del agua: Temperatura de red, temperatura de uso deseada para la piscina, temperatura mínima del agua en el mes de uso más desfavorable.

Con lo anterior, podremos calcular una potencia de calentamiento para poner a régimen la piscina (el tiempo para las condiciones de uso dependerá de la potencia de la bomba de calor seleccionada) y una potencia de mantenimiento (para cubrir las pérdidas por radiación, convección y evaporación del vaso de la piscina).

Consideremos, por ejemplo, una piscina de unos 50 m3 (32 m2 de superficie y una profundidad media de 1,55 metros), ubicada en una localidad como Madrid.
En condiciones normales, la piscina sin calefactar la utilizaremos de forma confortable durante los meses de junio a septiembre (ver temperaturas medias por meses en la tabla siguiente).

Ejemplo de cálculo de una bomba de calor para piscinas

Podemos plantearnos extender la temporada de uso a 6 meses en total, añadiendo la posibilidad de instalar una bomba de calor para un uso los meses de mayo y octubre. En ese caso, la temperatura media más baja será la de octubre (15,1 ⁰C). Para ese mes, según la tabla de temperaturas media de agua de red que aparece en el Anejo G del CTE, tenemos que el agua fría estará a 13 ⁰C. La temperatura de uso de confort en la piscina, podemos considerarla en 27 ⁰C.

Con todo lo anterior y para las dimensiones del vaso considerado tenemos que, para esas condiciones ambientales exteriores en el mes de octubre, las pérdidas durante el día serán del orden de 110,8 kW (hay programas y hojas de cálculo en el mercado que permiten calcular rápidamente estas pérdidas en función de las condiciones exteriores y las características de la piscina). Estas pérdidas será las que tendrá que compensar la bomba de calor instalada, teniendo en cuenta también para su definición las horas de funcionamiento del sistema de filtración (que es el que nos marca las horas por las que circulará agua por la bomba de calor según el esquema antes presentado). Considerando que el sistema de filtrado trabaja 16 horas diarias, por ejemplo, resulta que para compensar la energía perdida durante el día se requerirá una bomba de calor de unos 7 kW.

Si escogemos un producto estándar de mercado de 8,5 kW tendremos asegurada la potencia necesaria para aumentar la temporada de uso para los meses de mayo a octubre según el ejemplo planteado. Hay que tener presente que la bomba de calor para el calentamiento de piscina se instala para recuperar las pérdidas de energía en esos meses en los que queremos extender la temporada de uso. No se instala propiamente para poner a régimen la piscina desde las condiciones iniciales (siguiendo con el ejemplo planteado, se necesitarían del orden de 10 días para subir la temperatura a las condiciones de uso).
 

Modificado por última vez enMiércoles, 21 Abril 2021 13:21
volver arriba

¿Conoces Junkers Plus? El club de los profesionales de la instalación

Junkers Plus te ofrecerte toda la tranquilidad y el respaldo que merece tu empresa. Con la experiencia de Junkers y la capacidad innovadora de Bosch, el club Junkers Plus los mismos beneficios de siempre y ofreciéndote nuevas ventajas adicionales que harán tu día a día más fácil. Con la aplicación para móviles Junkers Plus puedes registrar datos en tan solo un paso de forma sencilla. La aplicación te permitirá registrar los datos del usuario final más fácilmente, al permitir que estos firmen directamente en tu móvil. Recuerda que todas las operaciones que realices desde la aplicación podrás hacerlas también desde la web https://junkersplus.es​ Como ves, todo son facilidades para ti. Si eres instalador, empieza a disfrutar de todas las ventajas del club de los profesionales de la instalación Junkers y forma parte de esta gran familia. Hazte socio en junkersplus.es, llamando al 902747032 o descárgate la aplicación de Junkers Plus en tu smartphone Android o iOS Junkers Plus, seguimos creciendo y lo hacemos contigo #JunkersPlus​ #Instaladores​ #ClubJunkers

Techo radiante Giacomini GKC v.2.0

Descubre en este vídeo la nueva serie de techos radiantes Giacomini GKC V.2.0 con falso techo compuesto por paneles activos e inactivos de yeso de 10mm. Los techos GKC se unen a la amplia oferta de techos radiantes Giacomini. Cada placa GKC está formada por un panel de aislamiento pre-moldeado realizado en poliestireno expandido sinterizado (EPS), un difursor térmico de aluminio y un acabado en panel de yeso, disponible en diferentes tipos (estándar, repelente al agua o resistente al fuego). Por dentro circulan los tubos activos del sistema radiante, de 16mm y dispuestos en serpentín, que pueden ser de cobre o multicapa. Las conexiones entra cada panel se encuentra en la parte inferior, encaradas hacia el suelo, facilitando el mantenimiento. El panel, los tubos y las conexiones solamente ocupan 5cm de grosor, haciendo un conjunto extremadamente compacto.

Sistema regulación domótico para radiadores Klimadomotic de Giacomini

En este vídeo en español se explica de manera sencilla las ventajas de Klimadomotic, así como los componentes que forman parte de la instalación. Mediante sistema Wi-Fi, conectado mediante un router ADSL convencional, podemos regular a distancia la temperatura de estancias o de todo el sistema en general gracias a la aplicación ‘Giacomini Connect’. La aplicación también permite visualizar datos, programar temperaturas y sus horarios. Pero Klimadomotic también es un sistema que se auto-regula para mantener la temperatura de manera constante. De esta manera, tenemos un conjunto que optimiza el calentamiento y enfriamiento del hogar y que puede ser programado a distancia, lo que se traduce en ahorro y comodidad.

Sistema de regulación domótico para suelo radiante Klimadomotic de Giacomini

Con Klimadomotic, Giacomini comercializa un nuevo sistema integral de termorregulación domótica de calefacción y refrigeración para hogares y espacios de trabajo. La tecnología domótica permite la regulación a distancia de una instalación, con todas las ventajas que ello supone. Evitamos los picos de consumo y optimizamos la climatización de nuestro hogar según la temperatura exterior. Esto se traduce en más comodidad, ahorro energético y económico y también mayor sostenibilidad. Como el sistema Klimadomotic está conectado a internet gracias al Wi-Fi de nuestro hogar o lugar de trabajo, un usuario puede regularlo a distancia mediante su smartphone. Basta con instalar la app ‘Giacomini Connect’, disponible tanto para iPhone como para Android, y disfrutar de todas las funciones necesarias para ganar en confort y eficiencia.

Cómo funcionan los colectores para equilibrado hidráulico DB de Giacomini

Cómo un colector Giacomini DB conlleva un ahorro de hasta el 25% en una calefacción radiante. Las dimensiones y aplicaciones generales son las de un colector estándar, pero la válvula patentada instalada en cada circuito realiza varias funciones: • Regulación de caudal: cuando la presión varía, debido a la apertura o cierre de algunos circuitos, interviene el diafragma de la válvula de cartucho variando su sección de paso y adaptando el caudal al valor preestablecido, incluso en presencia de presiones diferenciales elevadas: funcionamiento hasta 60 kPa para las versiones Low Flow; funcionamiento hasta 150 kPa para los de alto caudal; • Preajuste del caudal: es posible establecer el caudal máximo de diseño para cada circuito individual, que debe mantenerse constante; • Optimización de la temperatura ambiente: la combinación con cabezales electrotérmicos y termostatos de ambiente permite optimizar la gestión de la temperatura en las distintas estancias.

Tutorial de montaje de tuberías pex GX de Giacomini

El sistema por expansión Giacomini GX, formado por tuberías realizadas en PEX-b y con un sistema por anillos de expansión que hace su instalación sea sencilla y rápida. Una nueva dimensión para las instalaciones de fontanería, calefacción y climatización. El sistema por expansión de tubos GX de Giacomini permite una instalación rápida y eficaz en sistemas sanitarios y de calefacción, así como sistemas radiantes. El sistema de expansión de tubos GX de Giacomini se comercializa en distintos diámetros para adaptarse a todo tipo de proyectos. También se adapta a un amplio abanico de productos de latón y la adaptación y ajuste que ofrece es máximo gracias a la memoria de forma de sus cabezales. Método de instalación: -Insertar el casquillo o cabezal de plástico hasta el límite del tubo. -Insertar el cabezal de expansión. -Girar la herramienta del cabezal de expansión hasta que la herramienta contacte con el final del tubo. -El sellado se ajusta correctamente al codo, válvula u otra pieza de plástico o latón gracias a la memoria de forma del cabezal de plástico.
Banner hitachi

Búsquedas de Interés

Síguenos en Redes