Caña de azucar, materia prima polivalente en el campo de la bioenergía

Al Costa, gerente de la consultora Alkol, defiende la vuelta al cultivo de la caña de azúcar en España, una materia prima polivalente en el campo de la bioenergía y para la que existen condiciones únicas en muchas regiones del país.

Una variedad resistente a la sequía y con más fibra
Más del 80% del área plantada en España está cubierta por una ya obsoleta variedad, la NC0310, que llegó de África del Sur en 1945. Esta variedad no es resistente al virus del mosaico (produce decoloraciones de la lámina foliar), lo que le resta competitividad en el mercado global de producción de azúcar y etanol.

La principal característica de esta nueva variedad es su mayor resistencia a la sequía, lo que le permite medrar en áreas de España donde no podrían sobrevivir otros cultivos de caña. La segunda característica relevante es su mayor producción de fibra: hasta el 30%, lo que permite maximizar un nuevo modelo económico basado en aprovechar más el bagazo que el jugo de la caña.

Un residuo con futuro
Hasta hace poco, el bagazo era considerado residuo y su eliminación constituía un problema, pero el descubrimiento de sus posibilidades de valorización lo hacen ahora tan o más lucrativo que la clásica asociación etanol-azúcar.

Se puede emplear sin procesado alguno para generar electricidad; convertido en pellets se utiliza para obtener energía térmica industrial y eléctrica; es una excelente fuente de etanol de segunda generación; se utiliza en alimentación animal, y es fuente de obtención de compuestos como el metanol o el furfural, con muchas aplicaciones industriales.

Según Costa, la productividad esperada es de hasta 200 t/Ha. El gran número de horas de sol en España, mayor incluso que en muchas áreas de Brasil, donde llueve mucho y la insolación es menor, beneficia el crecimiento de la planta.

El bagazo tiene un contenido energético de 3.100 Kcal/Kg, en condiciones de humedad del 15% y cada hectárea de caña puede llegar a producir 7.200 kW.

Más que energía
Frente al resto de alternativas energéticas renovables, que solo producen energía, los biocombustibles son origen de los monómeros necesarios para la producción de plástico sustituto del de origen fósil. En Brasil, las tapas de las leches de la marca Molico y muchas botellas PET de Coca-Cola ya se obtienen de la caña.

Más información en www.bioenergyinternational.es

Fuente : www.bioenergyinternational.es
 
Modificado por última vez enViernes, 13 Noviembre 2015 10:20
volver arriba

Búsquedas de Interés

Síguenos en Redes