Logotipo Caloryfrio
Menu
Ventilative Cooling con Jaga Oxygen

Ventilative Cooling con Jaga Oxygen

En tu casa se acumula el calor y por ...

Unik Filler, las nuevas pastas de fraguado rápido de Knauf

Unik Filler, las nuevas pastas de fraguado rápido de Knauf

Knauf presenta sus nuevas pastas de f...

Prev Next

¿Qué es la Calidad del Aire Interior (CAI)?

¿Qué es la Calidad del Aire Interior (CAI)?Se conoce que un 75% de los contagios por COVID 19 tiene lugar en espacios interiores. Un hecho que explica, como es lógico, la creciente preocupación por la adecuada calidad del aire interior. Pasamos un 90% de nuestro tiempo dentro de edificios: colegios, viviendas, oficinas, supermercados, comercios, centros de salud, etc.. ¿Debería de ser la calidad del aire interior un parámetro medible en cualquier establecimiento público? ¿Qué efectos tiene una mala calidad del aire interior? ¿Qué medios existen para medir y para garantizar la calidad del aire interior? ¿Qué beneficios aporta la purificación del aire en los espacios interiores?

En un entorno industrial o en el ambiente exterior, es evidente que la calidad del aire depende de la contaminación que proviene de diferentes fuentes. Procesos industriales, quema de combustibles, emisiones asociadas a los vehículos, productos químicos de mayor o menor toxicidad, etc.. En lo que respecta a los espacios interiores, la cosa cambia. Primero porque el número de fuentes contaminantes es amplio, variable y depende de diferentes factores. Segundo porque los niveles de concentración de dichas fuentes suelen ser generalmente bajos, aunque prolongados en el tiempo, a menos que exista una fuente clara e importante de contaminación. Y tercero, porque existen pocos métodos analíticos para estimar la calidad del aire interior, así como de valores límite de concentración de contaminantes e información en relación al grado de exposición y su efecto en la salud.

¿Qué es la calidad del aire interior y de qué depende?

La calidad del ambiente interior depende de diversos factores que afectan al bienestar de los usuarios. La temperatura, la humedad, el ruido, la velocidad del aire o la exposición a fuentes de contaminación de diferente origen son las principales fuentes de contaminación. Dentro del concepto de calidad ambiental se incluye el de la calidad del aire interior.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) reconoce que el aire de los espacios interiores puede llegar a estar de cinco a diez veces más contaminado que el aire exterior. Un hecho que no se puede obviar ya que la mala calidad del aire genera disconfort y por lo tanto incomodidad, además de efectos negativos sobre la salud de las personas que lo respiran. Incluso es causa de absentismo laboral, de falta de concentración y de pérdida de la productividad en los lugares de trabajo, además de provocar estrés y depresión.

Las principales fuentes de contaminación del aire interior son: el CO²y la humedad generada por la actividad de las personas, las emisiones contaminantes de los materiales de construcción, del mobiliario, de los productos de limpieza e incluso de productos de perfumería y cosmética, de algunos tipos de plástico y de máquinas de imprenta o fotocopias, el humo del tabaco, una inadecuada temperatura, el monóxido de carbono, la contaminación ambiental exterior o los productos generados en procesos de combustión y la presencia de bacterias, virus, hongos, ácaros y polvo.

Artículo patrocinado por Mitsubishi Electric. Descubre el nuevo filtro Plasma Quad Plus para mejorar la calidad del aire:
Mitsubishi Electric
www.mitsubishielectric.es

¿Cuáles son los efectos sobre la salud por una mala calidad del aire interior?

La presencia de dichas fuentes de contaminación son principal causa de enfermedades cardiovasculares y respiratorias. Generan irritación en ojos, nariz y garganta. Pueden provocar mareos, dolor de cabeza, pérdida de coordinación y náuseas. Otro tipo de enfermedades provocadas por la mala calidad del aire interior son el daño hepático, renal y del sistema nervioso central incluso cáncer.

Todo lo anterior pone de manifiesto la necesidad de garantizar una adecuada calidad del aire. Y no sólo eso, la importancia de respirar aire puro. Una necesidad que, la actual situación de pandemia por el COVID 19 ha puesto de manifiesto y a la que todavía debemos de dar respuesta.

Porque cuando hablamos de contaminación microbiológica, estamos haciendo referencia a la presencia de virus, bacterias, hongos y protozoos microbiológicos suspendidos en el aire que pueden causar enfermedades. Y parece ser que la OMS advertía de esta amenaza desde hace tiempo cuando afirmaba que los ingresos por pacientes infectados crecían entre un 5% un 10% cada año o que las infecciones intrahospitalarias afectan anualmente a más de 1,4 millones de personas. Datos que no permiten bajar la guardia ante enfermedades que inicialmente no eran alarmantes y que posteriormente se extendieron llegando a niveles de epidemia. Ejemplos como la gripe aviar, el ébola o el actual COVID-19. 

¿Cómo se garantiza la calidad del aire interior?

Sin duda la primera medida consiste en garantizar la adecuada ventilación de los espacios interiores. Ya sea mediante ventilación natural, porque las condiciones ambientales del exterior lo permiten, o mediante ventilación mecánica. Las exigencias reglamentarias recogidas en el Código Técnico de la Edificación (CTE) y el Reglamento de Instalaciones Térmicas de los Edificios (RITE) así lo determina. La calidad del aire interior se garantiza mediante al aporte de aire exterior, que incluso puede ser filtrado previamente.

En las viviendas basta con una ventilación híbrida o ventilación mecánica que diluya la concentración de contaminantes en el interior. Para satisfacer dicha condición se debe de garantizar un caudal de ventilación constante, que aporte aire del exterior, y cuyo valor mínimo cuantifica la Sección 3 de Calidad del Aire del Documento Básico de Salubridad del CTE. 

Qué normativa regula la calidad del aire interior

En España el Código Técnico de la Edificación (CTE) regula, a través de la Sección 3 del Documento Básico de Salubridad, la calidad del aire interior en viviendas, en almacenes de residuos y trasteros en edificios de viviendas, y en aparcamientos y garajes en edificios de cualquier uso. Para el resto de usos es necesario consultar el Reglamento de Instalaciones Térmicas en Edificios (RITE).

El CTE, para garantizar la calidad del aire interior, caracteriza y cuantifica unas exigencias mínimas. Dichas exigencias consisten en el cumplimiento de unos valores mínimos  de caudal de renovación del aire, en función del uso del edificio, así como unas condiciones generales de diseño, dimensionado y construcción para los sistemas de ventilación.

Además con la última modificación del CTE y su publicación el pasado 28 de diciembre de 2019, el Documento Básico de Salubridad incorpora una sexta y nueva sección para la Protección frente a la exposición al gas radón. Su aplicación es de obligado cumplimiento en edificios situados en términos municipales incluidos en el listado del apéndice B de este documento, independientemente del uso del edificio.

El RITE en cambio regula en la calidad del aire interior en relación a las instalaciones térmicas, su diseño y cálculo, ejecución, mantenimiento y uso, en su artículo 11. Bienestar e higiene, apartado 2 en el que indica que las instalaciones térmicas permitirán mantener los parámetros que definen el ambiente interior aceptable, en los locales ocupados por las personas, eliminando los contaminantes que se produzcan de forma habitual durante el uso normal de los mismos, aportando un caudal suficiente del aire exterior y garantizando la extracción y expulsión del aire viciado.

Por último el Reglamento establece unas exigencias en relación a la calidad del aire interior y para ello establece unas categorías de calidad del aire interior (IDA) a satisfacer en función del uso del edificio:

En función de esta clasificación y en relación a los diferentes métodos que propone el Reglamento, se establecen unos caudales de aire exterior para su cumplimiento.

Además, el RITE incluye un apartado sobre la necesidad de filtrar el aire exterior de ventilación. Para ello también clasifica la calidad del aire exterior por categorías. Cada categoría determina el grado de contaminación del aire. Desde el aire puro que se ensucia sólo temporalmente (polen p.e.), hasta el aire exterior con concentraciones altas de gases contaminantes y/o de partículas. Incluso se diferencia entre prefiltros y filtros finales:

  • Se emplearán prefiltros para mantener limpios los componentes de las unidades de ventilación y tratamiento de aire, así como para alargar la vida útil de los filtros finales. Los prefiltros se instalarán en la entrada del aire exterior a la unidad de tratamiento, así como en la entrada del aire de retorno.
  • Los filtros finales se instalarán después de la sección de tratamiento y, cuando los locales sean especialmente sensibles a la suciedad (locales en los que haya que evitar la contaminación por mezcla de partículas, como quirófanos o salas limpias, etc.), después del ventilador de impulsión, procurando que la distribución de aire sobre la sección de filtros sea uniforme.
  •  

Por último, el RITE también regula el aire de extracción, y en función de la categoría de aire por el nivel de contaminación de este, permite o no su recirculación o transferencia

Valores límite de la calidad del aire interior ¿Cómo se mide la calidad del aire en interiores?

A continuación haremos un pequeño repaso a las formas de medición que existe para la Calidad del Aire Interior (CAI).

A través del grado de satisfacción del usuario

Parece ser que para medir la calidad del aire interior no basta con conocer su composición. Además es necesario evaluar a través del usuario su grado de satisfacción respecto del aire que respira. Y dicha evaluación se determina a través del olfato y si le produce molestias. En relación a este aspecto, se estima que el ser humano es sensible a los efectos de cerca de medio millón de compuestos químicos.

Así pues, si la mayoría de los usuarios están satisfechos con la calidad del aire que respiran, se entiende que la calidad del aire interior es buena. Si por el contrario, existe un porcentaje de usuarios insatisfechos, entonces la calidad del aire es mala. De hecho se habla de Síndrome del Edificio Enfermo cuando más del 20% de los usuarios están insatisfechos por la mala calidad del aire que perciben y las molestias que genera. Por lo tanto, la realización de encuestas de satisfacción de los usuarios puede ser un método eficaz para medir la calidad del aire.

Lectura directa, toma de muestras y procedimientos analíticos

El extremo opuesto a la realización de encuestas o la realización de inspecciones más sencillas, consiste en una evaluación mediante toma de muestras y su posterior análisis o la aplicación de métodos de  lectura directa. Las ventajas de estos métodos son un menor coste y una mayor rapidez y eficacia, frente a otros métodos más tradicionales. Sin embargo requiere de personal competente, con experiencia y el uso de equipos y aparatos específicos.

La lectura directa permite determinar la concentración aproximada de contaminantes presentes en el aire interior, a la vez que se toma la muestra. Es un método rápido, que proporciona datos precisos a bajo coste. Para este método se puede utilizar tubos colorímétricos y monitores específicos.

En el caso de la toma de muestras para su posterior análisis, y según la técnica empleada, el método se clasifica en activo o pasivo. En el método activo, el contaminante se capta haciendo pasar el aire a través de un soporte que lo atrapa. Para ello se utilizan filtros, sólidos absorbentes y soluciones absorbentes o impregnadas en material poroso. Como alternativa, el muestreo activo se realiza mediante la toma directa de aire en un contenedor inerte, impermeable y hermético. En cambio, en el método pasivo el contaminante es captado por difusión o permeación sobre una base, la cual puede ser un adsorbente sólido, ya sea impregnado con un reactivo específico o solo. Es un sistema más sencillo que el anterior aunque tiene sus limitaciones.

El procedimiento analítico consiste en una adaptación de los métodos utilizados para evaluar el aire exterior y el aire en un entorno industrial. Con esta metodología se obtiene un perfil de contaminación, el cual sugiere un nivel de contaminación interior durante el tiempo de muestreo. Dicho nivel de contaminación se obtiene en comparación con el aire limpio, el aire del exterior o con otros espacios interiores. Para llevar a cabo este procedimiento se utilizan monitores de lectura directa.

La contaminación de origen microbiano

De los métodos expuestos en este apartado para la medición de la calidad del aire interior, todos ellos se emplean en relación a la contaminación por agentes químicos. Por lo tanto, estamos hablando de contaminantes como el monóxido de carbono, el ozono, el dióxido de azufre y de nitrógeno, los formaldehidos, los COVs, plaguicidas y partículas en suspensión.

Sin embargo, los contaminantes que reducen la calidad del aire interior y que causan problemas de salud entre sus ocupantes también pueden ser de origen biológico. Estamos hablando de polen, detritus, ácaros, insectos, virus, bacterias, hongos, protozoos y compuestos orgánicos volátiles microbianos que requieren de su propio método de medición y análisis. En este caso, casualmente el estado microbiano del aire interior reflejará el estado del aire exterior. Por lo tanto se deberá de identificar los organismos y comparar ambos escenarios.

Conclusión

Como resumen a todo lo expuesto, podemos decir que en un ambiente interior no industrial la calidad del aire interior dependerá de la exposición a diferentes fuentes de contaminación, del grado de ventilación de dicho espacio para diluir dichos contaminantes y sobre todo de cómo dicha calidad del aire afecta a los ocupantes de dicho espacio, o más bien, de cómo la perciben a través de los sentidos y de las molestias que les pueda ocasionar.

En este sentido la normativa correspondiente debe regular de la manera más eficaz para garantizar a través de sus exigencias de diseño, dimensionado y ejecución que la calidad del aire interior es la más adecuada para cada edificio en función del uso del mismo y su localización.

Para la redacción de este artículo se ha tomado como fuente la normativa a la que se hace referencia y también el documento Capítulo 44. Calidad del aire interior de la Enciclopedia de Salud y Seguridad en el Trabajo. En dicho documento, publicado por el Instituto Nacional de Seguridad y Salud en el Trabajo, llama la atención lo siguientes párrafos que a continuación se transcriben para vuestra reflexión:

Existe otro punto de vista que considera a las personas como única fuente de contaminación del aire interior. Y no sería equivocado si estuviéramos tratando con materiales de construcción, muebles y sistemas de ventilación como los utilizados hace 50 años, cuando predominaban el ladrillo, la madera y el acero. Ahora bien, con los materiales modernos la situación ha cambiado. Todos los materiales generan contaminación, unos en pequeña y otros en gran cantidad, y juntos contribuyen al deterioro de la calidad del aire interior.

La calidad del aire interior, incluida la de las viviendas, se ha convertido en un problema de salud ambiental, como el control de la calidad del aire en el exterior o la exposición en el trabajo (…) Es un asunto que comenzó a preocupar a partir de 1973 cuando, debido a la crisis energética, los esfuerzos dirigidos a la conservación de energía se concentraron en la reducción de la entrada del aire exterior a los espacios interiores en la mayor medida posible, con el fin de disminuir los costes de calefacción y refrigeración de los edificios. Aunque no todos los problemas relacionados con la calidad del aire interior son consecuencia de medidas en materia de ahorro de energía, es evidente que conforme fue generalizándose ese principio, comenzaron a aumentar las quejas sobre la calidad del aire interior y a surgir todos los problemas.

Ambos textos pertenecen al apartado Calidad del aire interior: introducción, cuyo autor es  Xavier Guardino Solá, del Capítulo 44 citado.

Artículo patrocinado por Mitsubishi Electric. Descubre el nuevo filtro Plasma Quad Plus para mejorar la calidad del aire:
Mitsubishi Electric
www.mitsubishielectric.es

 
Modificado por última vez enJueves, 17 Marzo 2022 09:27

¿Te ha resultado útil? Compártelo

volver arriba

UPONOR Soluciones sostenibles para la edificación

Uponor participó en la feria Berdeago de sostenibilidad, un sector en el que Uponor quiere ser líder, desde los objetivos que se ha fijado como empresa. El año pasado Uponor logró producir un 93% de energía certificada verde, con un objetivo ambicioso de ser 100% verdes en 2025. También han apostado por ahorrar consumos hídricos en el proceso de producción. "Esperamos estar en 2027 muy por debajo de las emisiones que pide la ONU en 2030. Todo esto, estamos buscando la acreditación EPDs que serán de obligado cumplimiento", nos explica en este vídeo Koldo Puente, gestor de cuentas de la Zona Norte de Uponor. Conscientes de que la construcción supone el 40% de las emisiones de carbono, Uponor implementa sus soluciones para apostar por la sostenibilidad en la construcción y favorecer la descarbonización de los edificios. Así, se está orientando a la industrialización de la construcción con soluciones de descentralización de edificios o de suelo radiante (climatización invisible). Destaca el sistema de autofijación para climatización por suelo radiante. Con ausencia de tetones, el contacto es directo de la plancha con la tubería, lo que da más libertad de diseño de la instalación y el contacto de tubería con el mortero es total. Otra novedad es el sistema de tubería Ecoflex Termo Twin, en el que conseguimos reducir el diámetro exterior y la envolvente con una nueva estructura interior de células de vacío con células de silicio. Logramos un valor de landa extremadamente bajo de 0,04. Esto es que en un km de tubería somos capaces de perder sólo 0,1 grados, lo que es una autentica revolución. #berdeago2022 #uponor

DAIKIN en la vivienda sostenible: Purificación, climatización, ventilación y aerotermia

DAIKIN presentó en la feria Berdeago sus soluciones y tecnologías de su catálogo para la vivienda sostenible y eficiente. El primer equipo son los purificadores de aire, portátiles, con la tecnología Flash Streamer, patentada por Daikin. Esta tecnología elimina prácticamente el 100% de los virus y bacterias. Una tecnología silenciosa, con filtros electrostáticos y abalada por el Instituto Pasteur de Francia. También presentan los aparatos split de climatización, que son equipos de alta eficiencia energética con un control muy avanzado con distintos filtros de calidad del aire que aseguran un ambiente saludable en las estancias, eliminan virus y bacterias, y combaten lo olores. Seguimos con los equipos de ventilación con recuperación de calor DUCO Box, que admiten diferentes configuraciones a nivel de conductos y de difusión de aire. Finalmente, la solución de aerotermia Daikin Altherma. Concretamente presentan un HidroKit con depósito de agua caliente integrado. Es un depósito disponible en distintos tamaños y volúmenes, desde 180 l a 230 l. Todas las conexiones se ubican en la parte superior del equipo, lo cual facilita su instalación y su ubicación dentro de la vivienda. El equipo es combinable también con distintas unidades exteriores, permitiendo trabajar a diferentes rangos de temperatura. Visita la siguiente página web para más información sobre DAIKIN: https://www.daikin.es

Tecnología InCare de URSA que mejora la calidad del aire interior

URSA ha lanzado al mercado español nuevos conductos de lana mineral URSA AIR con la nueva y exclusiva tecnología InCare, que mejora la calidad del aire en espacios cerrados. Esta innovación elimina de forma más rápida hasta el 99,99 % de las bacterias mediante una tecnología a base de iones de cobre aplicada a los paneles de lana mineral de los sistemas de climatización. Conscientes de la importancia, cada vez mayor, de la calidad del aire interior y sus efectos sobre la salud de las personas, URSA añade un componente extra de seguridad y salubridad a su gama de conductos URSA AIR® y ayuda a sensibilizar a la sociedad de que la calidad del aire es un factor clave de su bienestar en los entornos cerrados. Laia Recasens, Product Manager de URSA, nos descubre en este vídeo sus beneficios: ● Inactivación microbiana El cobre de la tecnología InCare inhibe la reproducción bacteriana, por lo que ayuda a reducir el riesgo de alergias, enfermedades infecciosas y cuida la salud de las personas. ● Durabilidad Las propiedades del cobre no se deterioran y perduran en el tiempo y durante toda la vida útil. ● Material seguro El cobre es un material mineral natural respetuoso con la salud y el medioambiente. Ramón Ros, director general de URSA Ibérica afirma que “la pandemia nos ha hecho darnos cuenta de la urgente necesidad que existe de mejorar la calidad del aire en espacios cerrados. Hemos aprendido que protegernos de los virus y otras sustancias que contaminan el aire que respiramos es una prioridad para mantenernos sanos y tener calidad de vida. Por esta razón hemos apostado por desarrollar una tecnología que nos ayude a minimizar la transmisión de patógenos hoy y mañana”. Estudios realizados por un instituto de investigación independiente de acuerdo a la norma ISO 20743:2013 avalan que los nuevos paneles URSA AIR con tecnología InCare muestran una capacidad de reducción microbiana de hasta más del 99,99% en las paredes internas del conducto. A mayor rapidez biocida, mayor cuidado de la calidad del aire que circula por su interior. La tecnología InCare es una medida complementaria al mantenimiento y limpieza de conductos. No reemplaza las pautas marcadas por las normas ni las recomendaciones proporcionadas por los expertos. Los paneles fabricados con la tecnología InCare para la construcción de conductos mantienen, además, las tradicionales ventajas de la gama: gran absorción acústica, resistencia térmica y excelentes valores de reacción al fuego. Estos conductos contribuyen a mejorar la calificación obtenida por los edificios con certificaciones de eficiencia energética, sostenibilidad y salud como LEED, BREEAM, VERDE o WELL y disponen de Declaraciones Ambientales de Producto (DAP). “La OMS nos recuerda continuamente que mantener una correcta ventilación y climatización de los espacios interiores, a través de ventanas o mediante ventilación mecánica, es clave para prevenir el SARS-CoV. Para nosotros es una auténtica satisfacción responder a esta necesidad social y poder ofrecer a nuestros clientes y usuarios esta nueva tecnología que nos ayudará a habitar espacios más seguros, saludables y sostenibles”, asegura Ramón Ros. El lanzamiento de la tecnología InCare es resultado de la apuesta de URSA por la innovación que mejora la vida de las personas y da respuestas a los retos actuales y futuros de sostenibilidad, eficiencia y seguridad. Más información: https://www.caloryfrio.com/construc... #innovacioncaloryfrio #ursa #calidaddelaireinterior

Duchas con recuperador de calor integrado CERIAN

Las tecnologías de recuperación de calor de las aguas grises ofrecen un potencial de ahorro significativo de la "necesidad de energía" para calentar el agua caliente sanitaria, desde un mínimo del 37% para elementos horizontales hasta un 75% para elementos verticales. Cerian es la primera empresa española que ha desarrollado un plato de ducha que incorpora un elemento recuperador de energía integrado con un 40% de potencial de ahorro energético y una columna de ducha con el 72% de eficiencia. El plato de ducha es un elemento ideal para reformas de cuartos de baño y nueva construcción en los que se elige una solución minimalista completamente integrada, sin elementos móviles, fácilmente accesible y en la que el usuario no aprecia que este realizando ninguna acción y a la vez ahora energía. En viviendas se puede instalar de dos formas diferentes, esquema A y Esquema B.   Dependiendo de la cercanía del plato de ducha al calentador de agua. La instalación no cambia casi nada respecto de un plato de ducha tradicional, simplemente hay que desviar el agua fría y dirigirla hasta el plato de ducha y una vez recuperada la energía el agua vuelve a subir por la tubería hasta la válvula mezcladora. Las tuberías quedan ocultas detrás del alicatado de la pared y quedan ocultas.   Si el calentador está cerca del plato de ducha, opcionalmente podemos realizar una instalación más eficiente, por una parte, no se pierde energía en la tubería y por otra ganaremos unos puntos la eficiencia energética. En este caso, la salida del plato de ducha se dirige hacia el calentador de agua y a la válvula mezcladora. Se consigue precalentar el agua fría que va hacia el calentador y la de la ducha.   Cerian también ha desarrollado un sistema recuperador vertical que será comercializado próximamente, con este sistema se consiguen tasas de eficiencia energética del 72,5 % en las duchas y más del 60% en el conjunto de la vivienda. De esta forma, los técnicos dispondrán de otra alternativa más para diseñar viviendas con los objetivos marcados por el Código técnico de la edificación, el 60 % de energía renovable o con recuperadores. Cerian nace como una empresa comprometida con la sociedad y con el planeta, actualmente es la única empresa española que forma parte de la asociación de fabricantes europeos de recuperadores de calor de aguas grises, ha sido seleccionada por solar impulse como una de las 1000 soluciones innovadoras para salvar el planeta. Actualmente tiene en marcha un proyecto de transferencia tecnológica con 4 centros de formación profesional promovido por el ministerio de educación con fondos Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia. Es nuestro objetivo devolver a la sociedad, todo el apoyo que nos está prestando para investigar y desarrollar esta tecnología que tendrá un gran impacto positivo en el medioambiente. Más información en: http://passiveshower.com/ #berdeago2022 #cerian #duchas

La casa eficiente con aerotermia + ventilación + fotovoltaica de LANSOLAR INGENIEROS

Lansolar Ingenieros nos muestra durante la feria Berdeago 2022, sus soluciones integrales para lograr una casa eficiente. Desde la aerotermia para generar agua caliente sanitaria y climatización, pasando por la ventilación con recuperación de calor para asegurar una buena calidad del aire interior, sin olvidar la energía solar fotovoltaica para asegurarnos un ahorro de energía eléctrica consumida. #berdeago2022 #lansolar

Ventajas de la Anhidrita como mortero autonivelante para instalar suelo radiante: ANHIVEL

Iñaki Isusi, director técnico de Anhydritec en España nos muestra en su stand de Berdeago las soluciones de Anhivel, especialistas en mortero autonivelante de base anhidrita para suelos radiante. Somos lideres europeos en la fabricación de anhidrita, de aditivos y tecnologías para la elaboración de morteros autonivelantes, con una media de 14M de m2 aplicados al año en 15 países europeos. Para España, Anhivel Morteros, es nuestra imagen de marca. Diseñamos morteros sostenibles, sustituyendo el cemento por anhidrita en su elaboración, nuestro ligante está compuesto por un 95% de materiales reciclados, de ahí sus ventajas medioambientales frente a los morteros de cemento: - un impacto ambiental 80% menor en todo su ciclo de vida, acreditado mediante la Declaración Ambiental de Producto, EPD. -y unas emisiones de CO² 8 veces menores. Aparte de la reducción de emisiones y consumo de energía conseguido en su uso para la cubrición de sistemas de colección por suelo radiantes. Contribuyendo a la sostenibilidad en la edificación, obteniendo créditos en las certificaciones medioambientales como Leed, Breeam, Verde, etc. Sobre calefacción por suelo radiante, nuestros morteros mejoran la eficiencia del sistema, por conductividad, emisividad y difusividad térmicas, así como, prestaciones mecánicas y densidad. Consiguiendo una superficie emisora con mayor rendimiento, mayor confort y mayor ahorro. La capa de mortero es la parte encargada de la distribución y emisión del calor, de ahí la importancia de aplicar un mortero con las propiedades de Thermio. Para sacar el máximo partido a la instalación radiante es necesario que exista una coordinación previa a su colocación, entre la dirección de obra, el calefactor y el aplicador del mortero. Se deben evaluar dos cosas: planimetría del soporte y cotas -la planimetría de la solera-forjado soporte, corrigiendo sus posibles desniveles. -y las cotas de acabado se calculan sumando el espesor de la base del asilamiento del sistema radiante, el espesor del mortero, contando con 2-3cm sobre la tubería radiante aplicaremos un espesor de 4-5cm, y el espesor del revestimiento a colocar. La suma de estas 3 partes, plancha, mortero y revestimiento, tendrá que ser igual a la cota que tenemos desde la soleraforjado soporte a la cota de acabado. Por ejemplo, con un aislamiento de 2cm de base, más 4-5 cm de mortero y un acabado de gres, 1,5cm, tendremos un total de 7,5- 8,5cm; esta medida será el espacio-altura a dejar desde la soleraforjado soporte a la cota de acabado. Si dejamos una altura mayor, nos obligará a aplicar más mortero, penalizando la eficiencia y el ahorro del sistema radiante. En caso de tener un exceso de medida es mejor potenciar el aislamiento, no aplicar más espesor de mortero, así ganaremos en resistencia térmica y eficiencia. Se trata de hacer un “radiador” en el suelo; al igual que se dimensionan los radiadores de pared en función de la estancia, m2, ubicación, uso; debemos intentar aplicar un espesor de mortero uniforme y adecuado, para conseguir una reacción homogénea y rápida del suelo radiante. Más información: https://www.anhivel.com/es/ #anhivel #berdeago2022 #morteros

Búsquedas de Interés

Síguenos en Redes